La sucesión de episodios comenzó a generar psicosis entre los padres de alumnas de escuelas de la zona norte de la capital bonaerense. Relatos casi idénticos de nenas de 11 a 15 años describían a un hombre que las perseguía en un coche, las acosaba, hostigaba y se masturbaba dentro del vehículo. Una de las denuncias incluyó un presunto intento de secuestro.

El miércoles, la Policía detuvo a un hombre de 42 años, acusado de "abuso sexual gravemente ultrajante" por un caso ocurrido la semana pasada y se sospecha que sería responsable también de los ataques contra las niñas registrados cerca de centros educativos de Gonnet, City Bell y Villa Elisa.

Fuentes judiciales dijeron que le imputan por lo menos cinco hechos como los que motivaron, inclusive, una reunión de padres en uno de los establecimientos. Allí, con los directivos planearon tareas para prevenir posibles ataques.

El procedimiento se realizó en 43 entre 7 y 8, lejos del lugar de ataque a las menores y fue ordenado por la fiscal María Cecilia Corfield a partir de investigaciones de la comisaría 10° de City Bell, con apoyo de las de Gonnet y Villa Elisa.

El hombre estaba con su pareja dentro de un Volkswagen Gol negro similar al que se describía en las denuncias. La mujer llevaba en su cartera 63 mil pesos y se supone que era un préstamo que había obtenido en una financiera. De acuerdo con la información policial, el detenido y la acompañante viven en 489 y Camino Centenario, cerca de la zona donde presuntamente cometía los abusos.

En la fiscalía dijeron que al agresor lo buscaban desde hace varios meses. Hacía trabajo de "inteligencia" en las inmediaciones de los edificios a la entrada y salida de alumnos. Aprovechaba los lugares menos transitados de esas localidades platenses que tienen calles arboladas y terrenos baldíos. Bajaba la ventanilla del auto negro y hostigaba a las víctimas mientras se masturbaba.

Pero un caso reciente determinó su detención. Ocurrió el martes al mediodía e involucró a una mujer de 34 años. Además de repetir el procedimiento de persecución y de pronunciar frases obscenas, en un momento la tomó del cabello y la llevó dentro del coche. Allí, eyaculó sobre sus prendas.

La joven atacada hizo la denuncia en la seccional de City Bell y le tomaron muestras para analizar como pruebas. Ese mismo día, pero unas horas después, el abusador fue retenido en un operativo de rutina de la Policía Local. Además de registrar sus datos y los del coche, le tomaron fotos. La mujer que había sido abusada lo reconoció. Allí se cerró el círculo sobre el "sátiro de zona norte". Un día después terminó detenido.

Este miércoles, el imputado estuvo en la fiscalía. El hombre es de Corrientes y habría llegado a La Plata hace 4 años. Vive en pareja con un hijo de la segunda mujer. A los policías les dijo que era "desocupado". No tendría trabajo declarado o conocido. La fiscal Corfield busca en los registros si el procesado tiene antecedentes penales.

Comentá y expresate