Lorena Romero se descargó en Facebook este lunes por la noche. Como pudo hizo catarsis y en la red social hizo pública una historia terrible que estuvo muy cerca de terminar de la peor manera. Ella es jujeña, vive en el barrio Ledesma de la ciudad Libertador General San Martín y es madre de una nena de 13 años. Trabaja como estilista y maquilladora y hace unos días se sintió shockeada cuando atendió un llamado telefónico de su hija.

Según contó Lorena en la publicación, la menor estaba muy asustada por una situación que acababa de vivir y cuando logró calmarse le describió lo vivido. Mientras se secaba las lágrimas, explicó que estaba en la casa de una vecina y que antes había salido a hacer unas compras. En el negocio se había encontrado con un hombre de aproximadamente 50 años.Romero relató en su texto que se trataba de Guido Javier Aldana, un vecino de la zona, que encaró a la niña y "le pidió salir a dar una vuelta por ahí".

Embed

La menor lo rechazó, pero el hombre insistió. Le pidió su número de teléfono y ella, nerviosa y asustada, pensó que pasándole la información iba a poder escapar de ese incómodo encuentro. "Estaba en shock, nerviosa y tiene 13 años. Si las grandes nos abatatamos, imaginate mi hija", destacó Romero en su descargo.

Asustada, la nena corrió a buscar ayuda a la casa de una vecina. Desde ahí llamó a su mamá y le contó lo que le había pasado. Furiosa, Lorena le dijo a su hija que cuando el hombre le escribiera le siguiera el juego y que pactara un encuentro.

Poco tiempo después el mensaje llegó y la niña actuó como su mamá le había indicado. Citó al hombre frente al Hospital Oscar Orias de Ledesma y se sentó a esperarlo. Escondidos a unos metros estaban Lorena y su hijo mayor. Cuando el acusado llegó al lugar, le pidió a la niña que subiera a su autoy allí Lorena entró en acción.

Lo increparon y le dieron una paliza, luego grabaron al hombre y lo escracharon en las redes sociales con fotos, videos y datos personales.

El relato en Facebook

"Quiero contar a toda la comunidad ledesmense. Que este tipo le pidió a mi hija de 13 años, que saliera a dar una vuelta por ahí y su número de teléfono. Mi hija me llama llorando en crisis de nervios desde la casa de mi vecina donde se había refugiado y este tipo le manda mensaje le digo a mi hija que le siga el juego y él la citó frente al hospital, mi hija se sienta a esperar y yo me escondo y ahí aparece y le manda un mensaje q se suba al auto, ahí lo increpo y le digo que pretendía hacer con una nena de 13 años solo, por favor escrache social al menos, el tipo hoy esta preso pero mañana lo soltarán".

"Ahora me pregunto: si yo no hubiera hablado tantas veces con mis hijas sobre estas cosas y mi hija no me avisaba ¿Qué hubiera pasado? Repito, 13 años tiene mi hija. No sale, es una niña aún. Mañana hubiera pasado a ser una más de la lista. Hoy fue mi hija, mañana puede ser otra".

"Compartan, que todo Ledesma sepa que este depredador busca a las nenas. Agradezco a dios y por haberla cuidado".

Fuente: Clarín.

Comentá y expresate