Un sello de alimento controlado expresará a partir de ahora la calidad de la producción frutihortícola de General Pueyrredon. El objetivo del programa es evaluar  y controlar la presencia de restos de agroquímicos y contaminantes biológicos en cuanto a los valores tolerables para su consumo según la resolución 934/10 60812 del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria -Senasa-.

Según indicó el director provincial de agricultura del Ministerio de Agroindustria bonaerense, Eduardo Soto, se realizará una “diferenciación por calidad de aquel que produce con normas de seguridad en cuanto a los residuos, las buenas prácticas en la producción y se le permitirá diferenciarse y recibir un premio o un precio mejor por su producción”. Esto podrá “mejorar los aspectos complicados que tiene hoy la cadena de comercialización”.

El intendente Carlos Arroyo participó del lanzamiento que se realizó en el Museo MAR y consideró que la producción frutihortícola es uno de los temas en los que hay que avanzar “para una producción de mejor calidad para cuando se realicen las obras aeroportuarias” que proyecta el municipio.

General Pueyrredon tienen la tierra más rica del universo en materia de humus. Podemos producir alimentos para una enorme cantidad de población mundial. Tenemos que aprovechar ese don: Mar del Plata puede convertirse en una parte del granero del mundo”, remarcó.

Mar del Plata, según destacaron en la presentación del sello, realiza un estricto control en los alimentos en la góndola y en el mercado concentrador.

Los agroquímicos se utilizan para el control de numerosos insectos, hongos, malezas y otros organismos y pueden generar problemas sin no se controla. Son eficientes en el control de plagas, pero no dejan de representar un riesgo para la salud humana y  los ecosistemas si no se aplican de forma adecuada y controlada.

Para contar con el sello de calidad, el productor deberá solicitar el sello a través de la Asociación Frutihortícola para comenzar con el proceso para la  identificación a partir de los controles, muestras y análisis de laboratorio. Los consumidores podrán acceder a través de un código QR en los empaques.

Comentá y expresate