Una mujer fue hallada ahorcada y quemada en un sector de pastizales del municipio bonaerense de Lobos y la policía trataba de identificarla, aunque sospecha que no es de la zona y que el crimen fue cometido en otro lugar.

El hallazgo se produjo en la calle 232, entre Güemes y Levene, y la víctima, de unos 40 años, fue encontrada con el 70 por ciento del cuerpo incinerado.

"Donde apareció no es un descampado, es una zona suburbana constituida por casaquintas de fin de semana", dijo al canal Todo Noticias el comisario de Lobos, Mariano Bustos, quien añadió que el cadáver "apareció entre la vereda y la calle donde hay unos pastizales altos".

Los investigadores creen que la mujer fue prendida fuego en otro sitio, entre 6 y 12 horas antes del hallazgo, ya que no se registraron rastros del incendio en el lugar.

Las pericias practicadas determinaron que la mujer murió por "asfixia por ahorcamiento" y además indicaron que la víctima presentaba lesiones en la frente, en el ojo y en la mandíbula.

Los voceros dijeron que se cree que la mujer no es oriunda de Lobos, dado que no se recibieron denuncias sobre desaparición de personas en la zona.

"Hasta el momento no se pudo identificar y se está investigando, estamos esperando el resultado de pericias y de la autopsia", añadió el comisario Bustos.

La policía estudia ahora las cámaras de seguridad privadas y del municipio por orden del fiscal Alberto Sarramone, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2 descentralizada en Saladillo, Departamento Judicial La Plata.

Comentá y expresate