El sector textil se encuentra en alerta por la crisis económica que atraviesa la ciudad y el país. Desde la Cámara Textil de Mar del Plata mostraron su preocupación y adelantaron que “la perspectiva” que tienen para los próximos meses es “recesiva”.

La baja en el consumo nos preocupa y la situación financiera nos pone en alerta”, señaló a Ahora Mar del Plata Juan Pablo Maisonnave, presidente de la entidad.

De todas formas, según Maisonnave, en el sector no se registran despidos por la situación económica: “No hay bajas de desempleo en las empresas. La situación que se vivió en Textilana (donde hubo trabajadores despedidos) no tiene que ver con la caída del consumo sino por una innovación en el sistema de producción”, argumentó.

“Con la situación económica actual y la volatilidad en el precio del dólar se nos hace muy difícil ponerle precio a la mercadería. Nosotros tenemos trabajos que estamos haciendo ahora que se venden recién en junio o julio del año que viene. Qué precio le podemos poner a algo que vamos a vender en 2019”, se lamentó.

Para Maisonnave, la solución es “seguir trabajando pero sin dejar de reconocer que cada empresa tiene su punto de equilibrio”. En este sentido, dejó entrever que si la economía no mejora puede haber despidos en el sector.

"Por suerte, en Mar del Plata, ya hay una tradición en el rubro textil y hay tecnología de alta calidad. La moda se mueve todo el año y muchas veces las tendencias te obligan a cambiar la maquinaria y los conocimientos del personal. Por este motivo, las empresas no quieren despedir gente porque un trabajador necesita, como mínimo, una capacitación de un año para adaptarse a todos los cambio y desafíos que tiene la profesión", finalizó.

Comentá y expresate