La policía allanó la casa de un hombre de 83 años que había amenazado a su hija y encontró una importante cantidad de armas de fuego, que fueron secuestradas por los efectivos

La investigación comenzó a raíz de una denuncia radicada por la mujer de 47 años, que expresó que había discutido con su padre y él le había dicho que la iba a matar. Además, señaló que el agresor tenía varias armas de fuego.

Tras una orden de allanamiento en la casa del violento octogenario, en calle Domingo Perón al 3.800, Batán, el personal policial encontró dos revólveres calibre 32 largo, una pistola Bersa calibre 22 largo, una carabina, una escopeta calibre 16 y un total de 66 municiones.

La fiscalía de flagrancia dispuso el secuestro de todo el armamento y no tomó medidas restrictivas para el octogenario. El hecho fue caratulado como “protección contra la violencia familiar (ley 12.569), tenencia ilegal de arma de fuego de uso civil y de guerra”. También tomo intervención el juzgado familiar N° 4.

Comentá y expresate