El intendente Carlos Arroyo encabezó este sábado el acto de inauguración de la temporada y la tradicional ceremonia de bendición de las aguas. Durante su discurso, el jefe comunal que el próximo martes finalizará su mandato, aseguró: “Me voy más pobre de lo que llegué”.

La actividad se realizó en el Torreón del Monje. Al frente del micrófono, Arroyo realizó un balance de estos cuatro años al frente del municipio y dijo emocionado: “Pido disculpas a toda la ciudad de Mar del Plata por las cosas que no pude hacer en mi gestión. No fue mala voluntad, hice lo que pude. Lo realizado fue con buena voluntad y pensando siempre en el bien de la gente, y con honradez”.

Luego aseguró que dejará su cargo “feliz y contento por haber cumplido”, y exclamó: “¡Viva la Patria!”, seguido de los aplausos de las autoridades y presentes.

“Esta es la cuarta vez que asisto a la Bendición de las Aguas”, señaló Arroyo en el principio de su alocución. “Realmente -y dentro de las múltiples ceremonias a las que un intendente tiene que concurrir- siempre la consideré la más importante de todas. ¿Por qué? Porque encomendamos a Dios la suerte de nuestra ciudad, de nuestro patrimonio y la vida de nuestros habitantes. Y además bendecimos las aguas, que son un don que evidentemente no todas las ciudades tienen”, agregó.

“Ni siquiera, a veces, los mismos marplatenses somos conscientes de la importancia que tiene nuestra ciudad en el país. Y esa importanciaestá vinculada al mar, por las grandes y por las pequeñas cosas. Por las cosas que nos alegraron y también por las que nos entristecieron. Hay muchas vidas que en esas aguas quedaron para siempre. Por eso para mí, la bendición de las Aguas no es un acto común”, remarcó el jefe comunal.

El obispo de Mar del Plata, Gabriel Mestre, fue el encargado de realizar la bendición desde el balcón. Y la Guardia del Mar le puso más color a la jornada soleada con la interpretación de sus coreografías. El grupo también está de festejo este fin de semana porque celebra sus primeros 50 años.

Comentá y expresate