Estandarte e historia viva del cuarteto cordobés, Carlos La Mona Jiménez tuvo que suspender su último show cuando aún restaban varios temas porque en la platea se desató una pelea que incluyó golpes, empujones y sillas al aire.

La actuación se desarrollaba en plena celebración de los 150 años que cumplía el Brete. El comisario Ariel Vargas, a cargo de la jurisdicción, confirmó que había unas 8000 personas cuando por motivos poco claros comenzaron los incidentes.

Embed

El recital había comenzado a las 2 de la mañana y debía extenderse por casi dos horas. Su desarrollo había sido normal hasta que en el medio de la pista se generó el primer inconveniente. Y en cadena se expandió, por lo que la mayoría de los presentes se alejó para evitar ser blanco de las sillas plásticas que se lanzaban unos contra otros.

Vargas confirmó que solo hubo lesionados leves, la mayoría por golpes menores que no requirieron más asistencia médica que la de los equipos de emergencia que estaban dispuestos como parte del operativo de rutina del escenario.

En principio quedaron cinco personas aprehendidas, todos ocasionados de protagonizar los disturbios. Se dio intervención a fiscalía de turno que, cumplidos los trámites de rigor, dispondría la libertad de los acusados ya que se trata de delitos menores y excarcelables.

Comentá y expresate