"Pensé que mi hermano estaba muerto”, así relató Federico Pérez como vivió la brutal golpiza que recibieron en la puerta de un boliche en Playa Grande. Su hermano, Emiliano, está internado en el Hospital Regional.

"El momento fue fuerte, él estaba muy mal. Recién doce horas después puedo decir gracias a Dios que está bien", contó el joven sanjuanino que está de vacaciones en la ciudad.

"Somos un grupo de primos que venimos con nuestros padres de vacaciones a la ciudad todos los años. Ayer compramos las entradas anticipadas del boliche y cuando vamos a ingresar a una de nuestras primas no la dejaron entrar y nosotros hablamos con los chicos de la puerta para que la hagan pasar", contó a Ahora Mar del Plata el joven de 28 años.

"El momento en el que a mi hermano le empiezan a pegar no lo logro ver. En un abrir y cerrar de ojos lo habían dejado tirado, le salía sangre y no reaccionaba. Fue todo muy rápido, brusco e innecesario", se lamentó Federico.

Embed

El joven contó que no recibió ningún llamado por parte de la Municipalidad y que ahora su familia analiza denunciar al boliche: "Desde el boliche nunca salieron, mi hermano estuvo 40 minutos tirado y la música siguió, no salió nadie", se quejó.

Emiliano Pérez, de 25 años, está hospitalizado y recién recuperó el conocimiento esta mañana: "Tiene toda la cara lastimada, le están haciendo estudios abdominales para ver si tiene daños. Se nota que le han pegado mucho", contó su hermano.

hermano de joven golpeado 2.jpg

Comentá y expresate