Los efectivos de la comisaría Decimosegunda se llevaron una sorpresa este viernes, cuando allanaban una casa del barrio 2 de Abril por una denuncia de un robo de un teléfono celular. Al revisar la vivienda, se encontraron con que el dueño escondía 8 kilos de marihuana en su interior.

El GPS del teléfono celular guió a los efectivos, que llegaron a la casa ubicada en Krause al 1900. Hasta ese momento, nadie sospechaba del hallazgo que se produjo minutos después.

Durante el allanamiento, el personal policial encontró la droga detrás de uno de los electrodomésticos de la casa. La marihuana estaba compactada, distribuida en distintos panes, y tenía un peso aproximado de 8 kilos.

El dueño de la casa, un hombre de 52 años, quedó detenido y deberá presentarse este sábado por la mañana para declarar en la Fiscalía de Estupefacientes.

Comentá y expresate