El cáncer colorrectal (CCR) es uno de los tumores malignos más frecuentes y representa un problema de salud pública a nivel mundial.

En Argentina, se producen 13.500 nuevos casos cada año, de los cuales aproximadamente 7.200 son hombres y 6.300 mujeres.

El desarrollo del cáncer colorrectal (CCR) se produce como consecuencia de una compleja interacción de factores hereditarios y ambientales que se relacionan con la alimentación y el estilo de vida. Su historia natural lo transforma en uno de los tumores más prevenibles.

Mi recomendación es que, realicen una consulta médica todas las personas, sean varones o mujeres, mayores de 50 años aunque no tengan síntomas ni antecedentes familiares, aquellos con enfermedad inflamatoria intestinal (sin importar su edad). Y todos aquellos que, aunque no tengan síntomas, tengan antecedentes personales o familiares de pólipos o cáncer colorrectal (sin importar su edad).

Es muy importante la prevención y acá la alimentación tiene un rol fundamental.

¿Cómo prevenir?

  • Incorporar fibra a la alimentación: Frutas, verduras, cereales integrales.
  • Mantener una alimentación variada y equilibrada.
  • Mantener en peso corporal saludable.
  • Realizar controles médicos periódicamente.
  • No fumar
  • Realizar actividad física, sea cual sea, lo importante es ¡MOVERSE!

¿A que prestar atención?

Si dejás de tolerar o comienza a caerte mal algún alimento, consultá con un gastroenterólogo y luego realizá un seguimiento con un nutricionista.

Estar atentos a cambios de frecuencia, coloración y aspecto de las heces, presencia de moco o sangre. En cualquiera de estos casos, si bien los motivos suelen ser varios se debe consultar.

No debemos naturalizar los síntomas, no es normal sentirse mal. Consultá siempre.

Lic. Garri Jorgelina

Nutricionista // MP 5777

TURNOS +541167223620 // @nutri.jorgelinagarri

Comentá y expresate