Se llevó adelante la segunda jornada del juicio por la muerte de Lucía Bernaola y los testigos del hecho volvieron a asegurar que el auto que manejaba Federico Sasso "venía a mucha velocidad".

Según detalló el abogado de la familia Bernaola, Maximiliano Orsini, los testigos declararon que "ninguno de ellos vio venir el vehículo" y que "todo ocurrió en pocos segundos". Para Orsini, "las pericias son similares a lo que detallan los testigos".

Este jueves deberán declarar en el Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Mar del Plata los jóvenes que iban de acompañantes en el auto que manejaba Sasso. "Los tres acompañantes vaticinaron lo que podía suceder, esperemos que no cambien su declaración", dijo Orsini.

Por su parte, el abogado de Sasso, Facundo Caparelli, afirmó que "no será determinante"lo que digan los acompañantes y que "quedará sin efecto la primera declaración que le hicieron a los policías".

Además, dijo que "el ambiente que se vive en el juicio es de mucho dolor por ambas partes".

El 4 de junio del 2017 Sasso atropelló y mató a Bernaola en Alberti y la costa. Además, otros ocho jóvenes resultaron heridos. El hecho ocurrió cuando un grupo de jóvenes iban caminando por el paseo costero a la altura de Cabo Corrientes y fueron sorprendidos por un auto Renault Clio que se subió a la vereda a alta velocidad y los embistió.

Ese vehículo era conducido por Sasso, que en ese entonces tenía 19 años y circulaba alcoholizado. En un primer momento, el conductor intentó darse a la fuga pero al cabo de unos minutos volvió al lugar del hecho y los efectivos verificaron que tenía 1,23 miligramos de alcohol en sangre, más del doble de la cantidad permitida en ese momento por ley.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate