Los alumnos de la Escuela de Surf El Muelle junto a los alumnos de la clase de Natación Adaptada compartieron una clase de surf inclusivo en la pileta del club de San Vicente.

Emiliano Sanz, referente de la Escuela de Surf El Muelle, viene trabajando hace unos años con una propuesta de Surf Inclusivo en Pinamar “donde vamos a buscar a chicos al barrio La Palangana y los llevamos a hacer surf. Muchos de estos chicos no conocían el mar. Después, con el correr de los años, empecé a trabajar con Hernán Mazzarello (Director de Discapacidad) y se nos ocurrió hacer un taller de surf en el mar para personas con discapacidad, que implementamos el verano pasado. Durante el año se le dio continuidad con el mismo taller en el Club Nuevo Amanecer pero todo en seco. Trabajamos con skate, longboard, con carber.”

En esta oportunidad, “estamos desarrollando clínicas de Surf Inclusivo en el Club San Vicente, ya que se acerca el verano y queremos hacer prácticas en la pileta para hacer una adaptación previa de lo que va a ser el trabajo en el mar”, detalló Sanz y agregó: “Trabajamos con el grupo de Natación Adaptada de Alexia y Agustina y articulamos con el taller de Surf Inclusivo. Algunos chicos de la Escuela el Muelle conocieron por primera vez una pileta. Y en el caso del grupo de Alexia y Agustina, fue la primera vez que hacían surf e hicieron su bautismo hoy con las tablas de surf.”

Durante la clínica, al ver chicos con diferentes niveles, los docentes realizaron, en primer lugar, un trabajo de adaptación, de reconocimiento del objeto. “Primero trabajamos afuera del agua, después dentro de forma estática, y después ya de forma dinámica ya con desplazamientos en la tabla. Hicimos como un approach, un trabajo general para que tengan un previo conocimiento. La idea es que antes de diciembre hagamos una clínica más,” finalizó Sanz.

Comentá y expresate