Peleas, discusiones, entredichos y actos violentos entre alumnos resultan cada vez más frecuentes en las escuelas de Mar del Plata, tanto dentro como fuera de las aulas. Los colegios tienen un protocolo de actuación para situaciones conflictivas.

"Debemos anticiparnos a estas situaciones. Nosotros tenemos claras las señales de alarma de cuándo una pelea puede empezar a desarrollarse y ahí es donde debemos estar con los ojos más abiertos que nunca", dijo la psicopedagoga Paola Bragas, supervisora de Orientación Escolar de la Secretaría de Educación municipal.

Peleas entre jóvenes marplatenses se multiplican y viralizan a través de Whatsapp, Instagram y Tik Tok, entre otras redes sociales, marcadas por la violencia incentivada por los testigos de las agresiones.

"Son nuevas maneras de violencia que luego se viralizan. Desde las instituciones estamos muy atentos a las cuestiones que pasan dentro de la escuela y llevamos adelante políticas de cuidado y acompañamiento. Tenemos una mirada atenta y equipos de orientación para prevenir situaciones de violencia. Se trabaja de diversas maneras, de acuerdo a la edad de cada uno de los estudiantes", explicó Bragas en diálogo con Ahora, el noticiero de Canal Diez.

"En el nivel inicial trabajamos con la solución pacífica a partir del valor de la palabra. En primaria trabajamos con mediadores y en el secundario la voz de los adolescentes es más fuerte. Tenemos el centro de estudiantes que propone de qué modo reparar este tipo de situaciones que se dan fuera de la escuela. También si los conflictos se empiezan a gestar en el aula, hay que desarticularlos. Estamos todos atentos. Los preceptores y profesores tienen un rol fundamental, son muy comprometidos. Es un trabajo articulado y la familia no puede quedar afuera", agregó.

Ahora Mar del Plata tuvo acceso a doce videos de agresiones en lugares reconocibles de la ciudad como la costa, la Peatonal San Martín y distintas plazas. En las imágenes se ve cómo los "espectadores" alientan la pelea, buscan los mejores ángulos para filmarlas y -hasta etiquetan en redes sociales a los agresores y los agredidos.

"Los alumnos están atravesando una etapa de su vida compleja y necesitan una familia que los acompañe. La escuela es su otra familia. Trabajamos para combatir el bullying y el acoso por redes. Apuntamos al cuidado y el fortalecimiento de derechos", expresó Bragas.

"Después de dos años de pandemia, nos encontramos con una nueva escuela a la que le tuvimos que hacer frente. Desde la Secretaría de Educación municipal constantemente las líneas de acción van hacia el respeto y el cuidado", indicó.

Al ser consultada sobre el alto número de participación de mujeres en las peleas que se viralizan, Bragas dijo: "Es un dato que tenemos en cuenta a la hora de trabajarlo. Lo abordamos desde talleres, grupos de reflexión y desde los centros de estudiantes. Además tenemos un instrumento muy importante que son los acuerdos institucionales de convivencia, que año a año se renuevan. Este año como nunca tuvimos que poner el foco en lo digital y virtual", manifestó.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate