En medio de la crisis de la pandemia y con la situación económica nacional en pleno declive, el ministro de Economía, Martín Guzmán, había anunciado en noviembre del 2020 la creación de un plan de estabilidad plurianual”, que incorporaría un programa de estabilización, objetivos vinculados al sector externo, metas de acumulación de reservas y una convergencia fiscal alineada con el crecimiento de la economía.

Pero la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, había interrumpido ese plan de estabilidad y pidió al ministro Guzmán que negociara con el Fondo Monetario Internacional (FMI) más plazo (un plan a 20 años) y menos tasa (eliminar los sobrecargos) para pagar la deuda pendiente.

Ese fue uno de los motivos por el cual el oficialismo no pudo cerrar un acuerdo con el FMI –algo que el ministro tenía pensado hacer en mayo o junio de este año– hasta después de las elecciones del último domingo.

¿Tregua en el oficialismo?

Luego de los comicios y de la derrota electoral, fuentes del Gobierno cercanas al presidente Alberto Fernández y fuentes de La Cámpora y cercanas a Sergio Massa afirman que la vicepresidenta acompañaría un acuerdo con el FMI.

Ésta era una de las exigencias de la entidad financiera, que pide al Gobierno "un plan integral que pueda abordar de manera duradera los desafíos económicos y sociales más urgentes de Argentina, incluida la alta inflación, que perjudica de manera desproporcionada a los más vulnerables”, según informaron fuentes del organismo.

La portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti señaló en una entrevista radial y ratificó en su cuenta de Twitter que "en la primera semana de diciembre se enviará el proyecto plurianual que anunció Alberto Fernández al Congreso. Un proyecto que expresa realmente el consenso de la coalición sobre cuáles son los próximos pasos que hay que dar, con qué modelo económico"

Embed

Acompañamiento internacional

Guzmán entiende que para la reestructuración de la deuda, debe contar con el apoyo de sus pares internacionales, y, sobre todo, de los miembros del G20. Por eso, mantuvo una conversación telefónica con el titular de Economía y Finanzas de Italia, Daniele Franco, “en la que dialogaron sobre las negociaciones de la República Argentina con el Fondo Monetario Internacional”, según informó el Ministerio de Economía.

En qué consiste el plan plurianual

Según fuentes del Gobierno, se focalizará en el sendero fiscal y en el financiamiento del déficit a 10 años, en un programa de Facilidades Extendidas. Por eso creen que el Fondo pediría disminuir la emisión monetaria y es probable que se analice el superávit comercial y un tipo de cambio competitivo para que los dólares no se vayan de las reservas y se pueda pagar la deuda.

Sin embargo, desde el Gobierno aseguraron que "la eliminación del cepo cambiario no ocurrirá en 2022", ya que ese aumento de la divisa empujaría a la inflación - ya prevista en un 49% - y frenaría el rebote del PBI.

Por eso, el Gobierno planea como solución un desarmado sectorial para los inversores y exportadores. En ese sentido el Gobierno anunciará en los próximos días la ampliación del cupo de libre disponibilidad de divisas para las empresas que realicen grandes inversiones para vender al exterior.

Comentá y expresate