Héctor Ricardo García, el fundador de Crónica que falleció este sábado a los 86 años, se desprendió del diario en 2005, cuando le vendió al Grupo Olmos la Editorial Sarmiento, a cargo de todas sus publicaciones gráficas, como Crónica y el diario El Atlántico de Mar del Plata.

En 2012 hizo lo mismo con Crónica TV, aunque permaneció como encargado de la programación y se quedó con el 49% del canal. Después de años de controversias, de denuncias cruzadas y hasta un pedido de quiebra, el Grupo Olmos finalmente adquirió el 100% de la emisora en 2016, tras llegar a un acuerdo.

Desde el grupo Olmos en aquel entonces informaron que la transferencia accionaria fue en “el marco de un acuerdo económico que implica el cese de todas las controversias, incluyendo el levantamiento del pedido de quiebra por parte del empresario”, según publicó Perfil.

El cierre se dio tras una serie de hostilidades, que incluyeron la imposibilidad de acceder a oficinas, el corte de suministro eléctrico y de agua, y en julio de 2016 García presentó un pedido de quiebra por una deuda de Estrella Satelital por US$ 2,7 millones, proveniente de la compra de un avión.

García había sido apartado del rol editorial, para asegurar la sujeción a la política oficial que habilitaba a la pauta oficial con la cual sobrevivían, según reveló después.

Además del diario Crónica, Olmos es dueño de Bae Negocios y de la revista Veintitres. Se desprendió del diario marplatense en 2013. Además, es accionista de la productora Underground (en sociedad con Sebastián Ortega y Endemol Argentina), y de CM, el Canal de la Música. Como fórmula del arreglo, en un comunicado, expresaron que el “Grupo Olmos reconoce al Sr. García por su destacada trayectoria y por haber sido el creador de un símbolo del periodismo argentino y más allá de cualquier diferencia que existió”.

Comentá y expresate