Moria Casán es propietaria de una quinta en Parque Leloir, lugar que fue escenario de un confuso episodio. Según consta en fuentes policiales, la policía concurrió a la casa de la conductora de Incorrectas tras una alerta telefónica a la Comisaría nº3 de Las Cabañas. El confuso episodio derivó en la apertura de una causa judicial.

De acuerdo con Teleshow, el llamado a las fuerzas de seguridad habría sido realizado por la propia Moria y, en el mismo, la ex jurado del Bailando habría responsabilizado a un individuo en particular: Fernando Jorge Shedden, más conocido en el medio como "Coco", quien durante años fue su custodio, chofer y asistente.

Casán no se encontraba en el domicilio ya que se había retirado a la tarde y recién habría vuelto en horas de la madrugada. Durante su ausencia, un intruso habría ingresado a la vivienda sin forzar ninguna abertura ni cerradura. En la quinta no faltaba nada, por lo que el ingreso no tenía como fin robar las pertenencias de la estrella de América.

En su estadía en la propiedad, el ingresante habría cortado los cables de la bomba de agua. Su accionar adentro de la casa también sería difícil de determinar, ya que no habría cámaras de seguridad que lo hayan registrado. La actriz comprobó todo esto al regresar a su domicilio.

Coco custodio Moria Casan.jpg

El señalado por la misteriosa entrada sería Coco, quien no sólo tiene las llaves de la casa sino que también conoce la clave de la alarma, de acuerdo con declaraciones de la mamá de Sofía Gala. Alarmada por la situación, la conductora solicitó custodia policial en su quinta.

“Coco” está en libertad después de haber pasado alrededor de un mes detenido en Batán, cuando quedó procesado junto a otras personas en un local bailable de Mar del Plata por “facilitación de lugar para consumo de estupefacientes”.

Comentá y expresate