Una familia entera falleció tras contagiarse de coronavirus. Se trata de un matrimonio de 62 años y su hijo de 34, que murieron con dos días de diferencia. La noticia generó conmoción en la ciudad santafesina de Santo Tomé.

Primero quedó internado Carlos Miguel Schweizer, de 34 años, que murió el martes 13 de abril. El joven se desempeñaba como trabajador en el área de Policía Municipal, aunque no se estaba trabajando por ser paciente de riesgo, según publicó Clarín. Era papá de una nena de 3 años.

Horas más tarde quienes se contagiaron fueron su mamá, Graciela (62), y su papá, Jorge (62), jefe del Departamento Fotografía del gobierno santafesino y propietario del diario local Santo Tomé Siglo XXI. Ambos fallecieron el jueves, sólo 48 horas después de la muerte de su hijo.

“Nos toca dar la terrible noticia del fallecimiento de un joven empleado municipal, que se encontraba sin prestar sus funciones por tener comorbilidades”, había comunicado el martes en redes sociales la intendenta de la ciudad, Daniela Qüesta.

“Queremos expresar nuestras condolencias por parte de toda la familia que formamos los trabajadores y funcionarios municipales, a los seres queridos de Charly, y ponernos a disposición para lo que necesiten en este momento tan triste”, expresó la jefa del Ejecutivo local.

Más tarde quien habló con el sitio de noticias Aire de Santa Fe fue Pamela, viuda del joven y madre de una nena de tres años. "Le tengo que agradecer a Dios que me dejó con vida para cuidar a mi hija, porque yo también estuve muy cerca de irme", relató.

La mujer, que también se contagió de coronavirus, agregó conmovida: "Se fue toda mi familia, mi sostén, me quedé con mi hija sola", dijo con la voz todavía tomada por la enfermedad.

También confesó que a su hija ya le contó sobre la muerte de su papá, pero no todavía sobre el fallecimiento de sus abuelos. "Voy a pedirle ayuda a un psicólogo para decírselo, es mucha pérdida para ella".

Comentá y expresate