Juan José Piero Pinna, el exrugbier tucumano acusado de matar a Maximiliano Rihl en el cumpleaños del polémico empresario Mauricio Ríos, celebrado en el balneario Horizonte de Mar del Plata, se entregó este lunes por la tarde en San Miguel de Tucumán.

“Se entregó para resguardar su integridad física”, dijo el abogado del acusado en diálogo con el programa Los Primeros, de Tucumán.

Pinna es uno de los dueños de la cadena de productos avícolas “El Faraón del Pollo” que cuenta con varios locales. Fue un rugbier que dejó su club porque habría cometido una grave acto de indisciplina. También fue vinculado a los miembros del clan Caro que se encuentran detenidos por la causa conocida como “La industria del escruche”.

Pinna se fue de Tucumán el año pasado y habría tomado esta decisión después de que, supuestamente, "llenara" la provincia con cheques que no eran suyos. Otras fuentes indicaron que lo hizo luego de que sus amigos del clan Caro quedaran detenidos. El nombre de la empresa que manejaba comenzó a sonar fuerte no sólo en la investigación de la banda que está acusada de cometer “escruches” en el Gran San Miguel de Tucumán, sino que también habría estado mencionado en una causa de tráfico de drogas en Rosario.

Los investigadores señalaron que los únicos antecedentes que tendría Pinna es por haber protagonizado varias peleas en los últimos años, pero que esas denuncias nunca se formalizaron judicialmente.

Pinna está acusado de haber asesinado a Rihl el domingo a la madrugada tras una pelea ocurrida durante una fiesta de cumpleaños del empresario Mauricio Ríos.

El hecho sucedió en el balneario Horizonte Club de Playa, ubicado en avenida de los Trabajadores, entre Oneglia e Isla Cerdeña.

Tras ser alertados por un llamado al 911, efectivos de la comisaría Quinta se trasladaron hasta el lugar donde hallaron a dos hombres heridos, uno de ellos identificado como Maximiliano Rhil, quien presentaba un disparo de arma de fuego.

Mientras que el otro lesionado, el empresario oriundo de la localidad bonaerense de Quilmes Oeste, Ariel Jesús Núñez (49), tenía fracturas en la pierna y tobillo derechos.

Ante esta situación, el baleado fue trasladado por personal del Servicio de Atención Médica de Emergencias (SAME) al centro asistencial más cercano, en avenida 12 de Octubre al 440, donde Rhil, quien era un empleado de una cadena de carnicerías y residía en Ezeiza, falleció a raíz de las heridas sufridas.

Núñez fue llevado al Hospital Privado de la Comunidad de Mar del Plata donde fue asistido de sus fracturas.

De acuerdo a los testimonios recabados hasta el momento por la Policía, Núñez comenzó a discutir con el agresor, quien lo lesionó en la pierna y luego se dirigió al estacionamiento donde recogió una pistola que guardaba en su auto.

Inmediatamente después, el atacante regresó a la fiesta, disparó contra Rhil y finalmente escapó en su vehículo.

Lo ocurrido es investigado por la fiscal Florencia Salas, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 1 de Mar del Plata, quien inició actuaciones por "homicidio y lesiones".

Comentá y expresate