Una organización integrada por ocho personas que se dedicaba a clonar tarjetas de crédito fue desbaratada en las últimas horas por la Policía de la provincia de Buenos Aires tras una serie de allanamientos realizados en Santa Teresita, partido de la Costa.

Los miembros de la banda criminal -cinco hombres y tres mujeres- fueron apresados luego de tres procedimientos llevados a cabo en distintos domicilios de la mencionada localidad balnearia por parte de efectivos pertenecientes a la Delegación de Dolores de la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado.

Producto del operativo, las autoridades secuestraron una impresora de tarjetas de crédito y débito, cinco tarjetas de plástico con cinta magnética sin imprimir, un backup plus portable driver (almacenamiento de datos), un rollo de cinta magnética, una notebook, un skiner (escanea las tarjetas y roba los datos), 100 dólares, 23 mil pesos, tickets de recibos impresos sobre extractos de dinero y varias tarjetas apócrifas impresas con número y nombre de titular y telefonía celular.

Según se informó, los ahora detenidos formaban parte de una banda que se dedicaba a clonar tarjetas de crédito y de débito para luego llevar a cabo estafas. La investigación se originó a partir de una denuncia radicada por el dueño de una estación de servicio ubicada sobre ruta 11, quien aseguró que desde el banco le notificaron que varias de las tarjetas utilizadas para pagar combustible eran apócrifas.

Ante ello, los oficiales iniciaron una pesquisa que permitió corroborar la presencia de una banda criminal que clonaba tarjetas de crédito y débito de ciudadanos generalmente de otras provincias y que luego las utilizaban en comercios de la región.

“Habían montado un espacio con el equipamiento tecnológico necesario para falsificar las tarjetas a niveles profesionales”, aseguró un alto jefe policial a cargo del operativo.

Tras una ardua investigación, la policía identificó a los partícipes de la actividad ilegal y con aval de la justicia montó los allanamientos que posibilitaron las respectivas capturas.

Los cinco hombres de 24,26, 37, 44 y 47 años y las tres mujeres de 23, 32 y 65, quedaron a disposición de la UFIJ N° 3 a cargo del Dr. Torres, del Departamento Judicial Dolores.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate