Desde la Cámara Textil de Mar del Plata solicitaron, a la Comisión Especial de Reactivación Económica, que los locales de la ciudad puedan atender a los clientes dentro de los locales cumpliendo los protocolos.

Hoy le pedimos responsabilidad y sentido común a la Comisión Especial de Reactivación económica para que los comercios de textil e indumentaria de Mar del Plata puedan atender al cliente dentro del local cumpliendo los protocolos previstos para esta modalidad “, expresó el presidente de la Cámara Textil de Mar del Plata, Juan Pablo Maisonnave, a través de su cuenta de Twitter.

Mar del Plata continúa en fase 3 y algunos sectores pidieron la reactivación de algún modo en particular. La Cámara presentó un nuevo protocolo para la Fase 3.

"La nueva versión del protocolo que han desarrollado nuestros profesionales para la Fase 3 dispuesta por el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires contiene básicamente la modificación del punto 5.7, cuyo objetivo es que los comercios puedan atender al público dentro de sus instalaciones y no con un mostrador en la puerta como lo están haciendo ahora", indicaron.

"Esta actualización contempla una reducción del 50% del factor ocupacional ya dispuesto en el protocolo de medidas preventivas que se estuvo aplicando hasta el cambio de fase. Cabe destacar que la mayoría de los locales en centro comerciales a cielo abierto o de cercanía, actualmente su factor ocupacional no supera las 3 personas, por lo que con esta nueva medida estarían atendiendo al cliente de a una persona a la vez", agregaron.

El comunicado expresa que “en instancia de Fase 3 recomendamos que el factor ocupacional establecido por el protocolo vigente que se reduzca al 50%. Con un mínimo de 1 persona y en el caso de ser impar el factor ocupacional actual permitido del comercio, el 50% será definido hacia el valor inferior”.

"Esta solicitud está impulsada por la gran responsabilidad que tuvieron los comerciantes en la aplicación de los protocolos y creemos que esta medida puede facilitar la comercialización cuidando a los clientes de estar a la intemperie en los tiempos de espera y fundamentalmente sin generar impacto negativo a la situación sanitaria de la ciudad. Esto será fundamental para un sector que viene muy golpeado por la cuarentena", remarcaron.

Desde el rubro textil señalaron que "consideramos que este cambio no afectará el objetivo principal que llevo a la ciudad a bajar de fase, que es cuidar nuestra salud".

Comentá y expresate