“Así es como hoy la peatonal San Martín está invadida por manteros y, en la Plaza Rocha, se ha hecho cotidiano encontrar abiertamente la práctica de la venta ilegal. Se ha vuelto normal encontrarse con vendedores ambulantes instalados con sus mantas en los espacios públicos ofreciendo productos que van desde artesanías hasta ropa de marca trucha, percheros con indumentaria, artículos importados, y hasta venta de productos perecederos para consumir como es fiambre, sandwiches, facturas y chipa, entre otras variedades, que no han tenido ningún tipo de control ni cumplen con medidas bromatológicas que se deben tener en cuenta para su debida conservación”, explicó el presidente de UCIP, Raúl Lamacchia.

Desde la UCIP solicitan la rápida normalización de la situación. “Es necesario que participen de la misma cada una de los agentes involucrados como son los inspectores municipales y también los organismos nacionales como Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA) y la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), que sobre todo en el verano realizan operativos de control sobre los comercios legalmente instalados” manifestó el Dr. Raúl Lamacchia.

En esta oportunidad no sólo el reclamo y la preocupación de la UCIP está ligado a que se está haciendo uso del espacio público para una actividad comercial y privada, sino que además está relacionado con la necesidad y la importancia de que se investigue y se realice un control sobre el origen de los productos que se están ofreciendo en la vía pública.

Por último el presidente de UCIP dijo “como desde hace años continuamos trabajando en pos de defender el comercio legal ante el avance nocivo del comercio ilegal".

"Hoy estamos viviendo un momento en el que el comercio debidamente instalado y que cumple con todas sus obligaciones recibe cada vez mayores controles, mientras que en las veredas de sus locales, se instalan manteros a quienes ninguna autoridad les exige responder por su actividad ilegal”, finalizó.

Comentá y expresate