Una mujer de 26 años fue detenida e imputada por el delito de abandono de persona seguido de muerte, agravado por el vínculo, tras el fallecimiento de sus dos hijos, de 4 y 6 años, quienes quedaron atrapados por el fuego al incendiarse la vivienda en la que residían, en la localidad de Colonia Santa Rosa, del norte salteño.

Fuentes del Ministerio Público de Salta informaron hoy que la fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Orán, Claudia Carreras, imputó a Mercedes Yolanda Vargas, de 26 años, como autora del delito de abandono de persona seguido de muerte agravado por el vínculo, en perjuicio de sus hijos.

El incendio ocurrió el martes pasado en una vivienda de madera y techo de chapa, ubicada en el barrio Las Palmeras, de la localidad de Colonia Santa Rosa, que está a 243 kilómetros al norte de Salta Capital, en el departamento Orán.

Como consecuencia del siniestro, una niña de 6 años y su hermanito, de 4, murieron calcinados en el interior.

De las primeras investigaciones se pudo establecer que allí vivían la madre de los dos niños, su nueva pareja y los menores, y que el padre de los pequeños había radicado denuncia en forma previa porque sus hijos eran objetos de malos tratos y usualmente quedaban encerrados en el interior de la vivienda.

Los vecinos del lugar relataron en forma coincidente que los niños quedaban solos y encerrados constantemente, y que habían escuchado disturbios y llantos en distintas oportunidades.

En la audiencia de imputación, la mujer prestó declaración y dio su versión de los hechos, mientras que desde la Fiscalía se solicitó que se mantenga su detención mientras se cumplen diversas medidas solicitadas.

Comentá y expresate