Un hombre con arresto domiciliario por abuso de armas agravado cortó su tobillera magnética monitoreada y se dio a la fuga, pero horas más tarde se entregó en la DDI.

José Riverot cumplía el arresto domiciliario en su casa de Yapeyú al 1500, pero se sacó la tobillera y escapó.

Tras violar el arresto domiciliario que le habían otorgado, el juez de Garantías Saúl Errandonea ordenó la detención del hombre, quien se entregó en la DDI.

Comentá y expresate