La Policía Federal detuvo este viernes en Mar del Plata a diez integrantes de una organización que se dedicaba a contrabandear droga a Europa y dólares falsos a Estados Unidos.

La banda, que estaba integrada por varios familiares, fue desbaratada tras más de diez allanamientos en distintas zonas, entre ellas La Florida, Constitución y Santa Clara del Mar. Los investigadores secuestraron 70 mil dólares, 80 mil pesos, armas, droga (cocaína y marihuana), ocho vehículos de alta gama, celulares y equipamiento tecnológico.

De los diez detenidos, hay seis hombres y cuatro mujeres. Están acusados por los delitos de asociación ilícita, comercio y contrabando de estupefacientes, contrabando y falsificación de billetes y lavado de dinero. Los integrantes de la banda permanecen detenidos en la delegación local de la Policía Federal y se espera que declaren en las próximas horas.

El operativo "dólar blanco" se llevó adelante en el marco de una causa vinculada a la falsificación de dólares y lavado de activos. La investigación está a cargo del juez federal Santiago Inchausti.

La banda vendía droga en Europa y la sacaba del país a través del aeropuerto de Ezeiza camuflada con los órganos de las "mulas", como se conoce a las personas que se contratan para hacer los traslados.

La causa se inició en 2017 cuando el Servicio Secreto de Estados Unidos le informó a Cancillería que habían sido detenidos dos argentinos y un colombiano residentes en Mar del Plata cuando intentaron hacer circular dólares falsos en el condado de Hendersonville -estado de Carolina del Norte-.

A partir de ese momento, y tras el análisis de los movimientos migratorios y domicilios de los detenidos, los investigadores realizaron tareas de inteligencia criminal que permitieron conocer cómo actuaba la organización que operaba desde Mar del Plata.

"Al profundizar la investigación, la Policía Federal fue conociendo la identidad de los viajeros que paulatinamente volaron vía Miami con la misma finalidad y fueron detenidos allí por las autoridades policiales de EE.UU. En total, secuestraron más de 250 mil dólares falsos", dijeron fuentes del caso.

"Lejos de cambiar su estrategia, la organización fue mutando y comenzó a dedicarse también a la comercialización de estupefacientes hacia otras localidades vecinas", agregaron.

Según los investigadores, el retorno de divisas al país de la organización era a través de Western Unión y el dinero lo invertían en propiedades y vehículos de alta gama.

Comentá y expresate