miércoles 28 de septiembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
CABA

La Aduana denunció a una empresa por "alquilar cautelares"

La Dirección General de Aduanas encontró maniobras irregulares de la firma Yoko SA., que conseguía autorizaciones judiciales para luego cederlas a otra empresa.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
18 de julio de 2022 - 13:32

La Dirección General de Aduanas (DGI) denunció penalmente a la empresa Yoko SA por conseguir autorizaciones judiciales, a través de medidas cautelares, para importar la mercadería sin pasar por el sistema integral de monitoreo (SIMI), autorizaciones que luego eran "alquiladas" a otra empresa.

Cada producto que se importa desde el exterior y entra en la Argentina debe ser validado por el SIMI. Lo que logró hacer Yoko SA es saltearse ese paso gracias a medidas cautelares que se lo permitían. Una vez obtenida la autorización de no pasar por el SIMI, Yoko SA cedía esa autorización a otra empresa, Tropea SA, para que haga uso de la medida judicial. Tropea se dedica a la compra de carteras chinas de manera ilegal.

image.png

“Estamos trabajando para ver si hay otras maniobras similares de otras empresas”, dijeron desde la DGI. La causa está radicada en el Juzgado Contencioso Administrativo en lo federal número 8, secretaria 15. Aduana también planea hacer una denuncia en el fuero penal económico por estafa procesal y se habla de una multa de U$S200.000, que es lo que prevé el código adunearo.

A partir de esta denuncia y del descubrimiento de esta maniobra ilegal, la DGI iniciará un proceso de investigación para saber si existen otros sistemas de evasión como el de Yoko y Tropea. Un sistema que desde el organismo denominaron como "alquileres de cautelares".

Según consta en la denuncia de la Aduana, Yoko SA no hizo uso de la "cautelar" en los términos que la obtuvo sino que "transfirió" la tutela jurisdiccional que da la medida judicial en beneficio de la empresa Tropea SA.

“En términos llanos, Yoko le alquiló la cautelar a Tropea para que pudiera hacerse de su mercadería (carteras de origen chino). En definitiva, funcionó como una usina de SIMI”, señalaron.

https://twitter.com/CFKArgentina

Quien se manifestó públicamente al respecto fue la Vicepresidenta, Cristina Kirchner, y mostró total indignación con el caso. "Con este funcionamiento judicial y empresario, Argentina se vuelve casi una misión imposible", vaticinó.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te puede interesar