Morgan Stanley es uno de los bancos de inversión de Wall Street que ha mantenido en los últimos años una visión por demás "constructiva" con la Argentina. Aún en el medio de la última crisis. Y ahora también sigue sosteniendo que para aquellos inversores "que tengan paciencia", la apuesta por activos locales puede dar excelentes retornos. Pero al mismo tiempo recomienda a sus inversores mantener una posición "cautelosa" ante la cercanía de las PASO y la paridad que muestran las distintas encuestas.

"Es demasiado pronto para recomendar un aumento de las posiciones en acciones o bonos argentinos. Creemos que lo más recomendable a esta altura es mantenerse neutrales, sobre todo teniendo en cuenta que muchos inversores extranjeros ya tienen esta clase de papeles en sus portafolios". La recomendación corre por cuenta del economista jefe de Morgan Stanley para América latina, Fernando Sedano. De esta forma, buscó diferenciarse de aquellas entidades que en las últimas semanas salieron con euforia a recomendar Argentina, muy confiados de una victoria de Mauricio Macri-Miguel Ángel Pichetto.

Según Infobae, el banco prefiere no hacer pronósticos contundentes sobre quién podría gobernar después del 10 de diciembre. Pero sí considera que gane quien gane "tendrá poco margen de maniobra para cambiar el rumbo de la política económica, teniendo en cuenta la elevada inflación, la necesidad de recuperar acceso a los mercados de financiamiento y el pobre nivel de crecimiento". Y además señala como "inevitable" avanzar tanto con la reforma previsional para mejorar el superávit fiscal, como también los cambios del mercado laboral y una vuelta de tuerca a la reforma tributaria.

En relación a la recuperación de los precios de los distintos activos argentinos, Morgan Stanley consideró que el mercado asigna las siguientes chances de ocurrencia luego de las elecciones: un 20% de una continuidad de las actuales políticas, un 50% de chance de que se mantenga el rumbo pero de manera más moderada (es decir con algunos cambios) y un 30% de reversión del actual camino trazado por el Gobierno.

Aunque no es explícito, la entidad "compra" la posibilidad de que un potencial gobierno de Alberto Fernández de alguna u otra manera mantenga el camino actual. O como mínimo no explicita que el único que podría hacerlo es Macri consiguiendo su reelección.

En otra parte del informe, se plantea el escenario de una victoria oficialista. Allí la conclusión es que habría mayor margen para una recuperación de los bonos, mantener el tipo de cambio en niveles actuales y también que sigue existiendo una gran oportunidad para el mercado de acciones. "La relación de riesgo y retorno en el caso argentino es la más alta entre los emergentes. Pero para obtener esa rentabilidad habrá que tener paciencia".

Comentá y expresate