Funcionarios del Ejecutivo local se presentaron en el ministerio de Trabajo para pedir, una vez más, la conciliación obligatoria. Este martes habrá una nueva audiencia entre las partes.

El intendente Carlos Arroyo cuestionó la retención de tareas que llevan adelante los trabajadores municipales desde hace más de tres semanas en reclamo de un aumento salarial. "El paro es irracional, innecesariamente largo", dijo.

Por decreto, el intendente Carlos Arroyo otorgó un aumento de 14 por ciento a los municipales al mes de diciembre, con impacto en el aguinaldo. Lo hizo sin dar por cerrada la paritaria y en medio de la retención de tareas. "Insto a todo el personal a comprender que no pueden seguir ocasionándole un perjuicio tan grande a la ciudad. Los ciudadanos pagan impuestos para tener servicios y no para vivir estas situaciones", dijo Arroyo en una entrevista con Telediario, el noticiero de Canal Diez.

El jueves, el Ejecutivo ofreció una suba salarial de 14% para completar un 32% en 2018, dividido en dos partes: un 12% en octubre y un 2% en diciembre. Los municipales rechazaron la propuesta salarial y continuarán con la retención de tareas.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate