Después de los anuncios del Gobierno, el Fondo Monetario Internacional (FMI) confirmó el principio de acuerdo con la Argentina y desde el organismo señalaron que con menos subsidios y un aumento de tasas bajará la inflación.

Tras meses de intensas negociaciones entre el Gobierno y el organismo, esta madrugada se llegó a un entendimiento para adquirir un programa de Facilidades Extendidas.

“Un equipo del Fondo Monetario Internacional (FMI), encabezado por Julie Kozack, Subdirectora del Departamento del Hemisferio Occidental, y Luis Cubeddu, jefe de la misión para Argentina” expresó que “el personal técnico del FMI y las autoridades argentinas han llegado a un entendimiento sobre políticas clave como parte de las discusiones en curso sobre un programa respaldado por el FMI”, anunció en un comunicado oficial el organismo.

“Las principales áreas de acuerdo son las siguientes: El personal del FMI y las autoridades argentinas han acordado la senda de consolidación fiscal que constituirá un ancla política clave del programa. La senda fiscal acordada mejoraría de forma gradual y sostenible las finanzas públicas y reduciría la financiación monetaria”, continúa el documento.

El Fondo también señala que “Es importante destacar que también permitiría aumentar el gasto en infraestructura y ciencia y tecnología, y protegería programas sociales específicos. Acordamos que una estrategia para reducir los subsidios a la energía de forma progresiva será esencial para mejorar la composición del gasto público”.

“Hemos llegado a un acuerdo sobre un marco para la aplicación de la política monetaria como parte de un enfoque múltiple para hacer frente a la persistente alta inflación. Este marco pretende ofrecer tipos de interés reales positivos para apoyar la financiación interna y reforzar la estabilidad”, señalan.

image.png

“También hemos acordado que el apoyo financiero adicional de los socios internacionales de Argentina ayudaría a reforzar la resistencia externa del país, y sus esfuerzos para asegurar un crecimiento más inclusivo y sostenible”, aseguran desde el FMI.

“El personal del FMI y las autoridades argentinas continuarán trabajando en las próximas semanas para alcanzar un acuerdo a nivel del personal. Como siempre es el caso, el acuerdo final sobre un acuerdo de programa estaría sujeto a la aprobación del Directorio Ejecutivo del FMI", finaliza.

Kristalina Georgieva, la directora gerente del organismo, se mostró conforme “por el progreso de hoy entre el personal técnico del FMI y las autoridades de Argentina para llegar a un entendimiento sobre políticas clave para un programa respaldado por el FMI para abordar los desafíos actuales como la inflación y asegurar un crecimiento más inclusivo y sostenible para el pueblo argentino”.

Este acuerdo implica que se ponga en marcha un nuevo programa con una duración de dos años y medio durante el cual el FMI hará revisiones de manera trimestral de los objetivos acordados y se realizarán desembolsos de dinero que la Argentina utilizará para cancelar el stand by que contrajo el gobierno de Mauricio Macri en 2018. Los remanentes de esos desembolsos serán para fortalecer las reservas del Banco Central, según informó el ministro de Economía, Martín Guzmán.

Luego, habrá un período de 10 años que iniciaría en 2026 para cancelar esa refinanciación que permite el nuevo programa.

Este primer entendimiento significa el primer paso en una resolución "completa" de la reestructuración de la deuda y contempla un paquete de medidas y políticas macroeconómicas que el Gobierno deberá llevar adelante durante los próximos dos años y medio. Según informó Guzmán, el segundo paso aún está en negociación y que llevará algunas semanas de definición, y se trata de conocer las fechas y plazos de pago luego de finalizado el programa para que la Argentina repague los nuevos desembolsos.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate