El Senado bonaerense aprobó, con media sanción, la eliminación de las tasas que aplican los municipios en las facturas de luz y agua. La propuesta, respaldada por la mayoría de Cambiemos, será girada para el tratamiento a Diputados, donde el oficialismo debe garantizar tres bancas adicionales al bloque macrista para convertir en ley la medida que representa un impacto de 1300 millones de pesos en las arcas de las 135 comunas bonaerenses.

El proyecto tiene el rechazo de los intendentes peronistas, en todas sus variantes. Muchos de ellos estuvieron anoche en el Congreso de la Nación para respaldar la postura opositora que declara la "emergencia tarifaria", como una atenuación de la suba de tarifas.

Esa aparente contradicción fue señalada por el presidente del bloque Cambiemos del Senado, Roberto Costa, quien acusó a los jefes comunales de “cargar los micros de militantes y dirigentes para ir al Congreso a reclamar algo que ellos mismos no están dispuestos a conceder en sus distritos”.

La perdigonada política estuvo dirigida a la comitiva partidaria integrada por Verónica Magario (La Matanza) ; Gustavo Menéndez ( Merlo); Ariel Sujarchuk (Escobar); Mario Secco (Ensenada); Juan Ignacio Ustarroz (Mercedes); Fernando Gray (Esteban Echeverría); Alberto Descalzo (Ituzaingó); Gustavo Arrieta (Cañuelas) y Andrés Watson (Florencia Varela).

La norma aprobada con media sanción establece la disminución de las tarifas de electricidad y agua, en un 6 % y un 4 %respectivamente en la carga tributaria municipal.

El 23 de abril, en simultáneo con el presidente Mauricio Macri desde Vaca Muerta, la gobernadora había decretado la eliminación de impuestos provinciales en los servicios públicos. Esa medida representa la supresión de un 15,5% en las tarifas de luz gravada con fondos específicos que recaudaba la Provincia; 6% de la tarifa de gas y otro 3% en la de agua. Ese paquete fue sancionado casi de inmediato en la Legislatura.

Pero, además, Vidal envió este otro proyecto de ley de reducción de 6% en luz y 4% que perciben las comunas de las tarifas de agua, ahora en plena discusión.

Hace una semana en Diputados, como Cambiemos no logró la mayoría calificada de los votos para el tratamiento sobre tablas, la iniciativa fue derivada a las comisión. Alli, el trámite aguarda una mejor condición negociadora con la oposición.

Los intendentes no quieren desprenderse de ese ingreso adicional, que representa montos importantes para sus respectivas finanzas. Además, especulan con la certeza que se incrementarán por la suba de tarifas futuras del ministerio de Energía de la Nación.

Los jefes comunales opositores explican que el 6 por ciento de las boletas que recaudan los municipios, “colgados” de la facturas de luz, sostiene el costo del alumbrado público. Advierten que sin ese ingreso extra habría un problema presupuestario, porque las planificaciones del gasto en cada distrito –en función de la recaudación- fueron oportunamente aprobados por los Concejos Deliberantes.

El mismo Costa confrontó con esas posiciones “irreductibles” al manifestar en el recinto que “la Provincia asumió un costo de 4.000 millones de pesos que ya no ingresarán al estado provincial y que la gobernadora decidió resignar para alivianar la carga de los usuarios". Diputados no sesiona hasta el jueves próximo.

Fuente: Clarín.

Comentá y expresate