De acuerdo con los datos producidos por el Índice Barrial de Precios, que releva mensualmente los 57 productos de la Canasta Básica de Alimentos (CBA) y es realizado por el Instituto de Investigación Social Económica y Política Ciudadana (Isepci) mensualmente en 120 comercios de cercanía ubicados en los barrios populares de Mar del Plata y Batán, durante el mes de agosto los precios se incrementaron en 6,2%.

De esta manera, una familia marplatense compuesta de dos personas adultas y dos hijos/as pequeños/as que en julio precisaba $43.390 para comprar sus alimentos indispensables, un mes más tarde requirió de $46.082 para adquirir los mismos productos y evitar caer por debajo de la línea de indigencia. Además, si comparamos los valores de agosto de este año con el mismo mes del año pasado cuando la CBA costaba $25.406, el aumento interanual es del 81,40%.

Por su parte, el Director del Isepci Mar del Plata, Rodrigo Blanco, planteó: “En un año observamos el aumento sostenido de los precios de los alimentos básicos que alejan cada vez más las posibilidades de sustento de las familias de los barrios populares. Con respecto a los rubros que componen la canasta básica alimentaria, almacén y verdulería acumulan un 96% de aumento en un año y las carnes se incrementaron en promedio en 57%, comparando agosto de 2021 a agosto de 2022. En el último mes los productos que más aumentaron fueron dentro del rubro verdulería, la cebolla en un 53% (que acumula en un año el 284% de incremento); el zapallo 40%; la batata y la papa 25%. Dentro del rubro almacén, se incrementaron el dulce de leche un 56%; el azúcar 41%, los fideos y el pan 20%; la harina 18% (acumula 116% anual); y el arroz 16%”.

Complementariamente, desde el Isepci se relevaron los precios de la recarga de la garrafa de gas envasado de 10 kilos, en 61 comercios de cercanía de los barrios populares. De junio a agosto el precio acumula un aumento bimestral de casi 22%, pasando de costar en promedio $774 a $944. Estos datos reales vuelven a evidenciar el incumplimiento del precio oficial de venta al público de la garrafa de 10kg ($607) que fija el estado nacional. Entonces el precio promedio de la recarga en la ciudad está más de un 55% por encima del precio máximo de referencia.

A continuación, el referente de Libres del Sur en la ciudad, Rodrigo Blanco analizó: “La gestión de Massa a cargo del Ministerio de Economía no ha generado ningún cambio sustancial que inicie el proceso de freno de la inflación que se había propuesto como uno de los objetivos principales. Este objetivo podría pensarse como la base para revertir el aceleramiento de la variación ascendente de los precios en los últimos meses. Pero los resultados están a la vista: en las negociaciones con los formadores de precios no hay acuerdos ni siquiera de carácter formal. Son nulos incluso en el terreno de las declaraciones. En cambio, hasta ahora el único cambio destacable es el anuncio del ‘dólar soja’, es decir, un tipo de cambio especial que el gobierno le reconoce a los exportadores por encima del oficial. Es equivalente a una quita de las retenciones, el impuesto a la exportación”.

A su vez, Blanco señaló que “no vemos un programa de gobierno que apunte a abordar esta acuciante problemática inflacionaria que deja mes a mes a más familias debajo de la línea de pobreza e indigencia. Lamentablemente el gobierno continúa profundizando el ajuste al servicio del programa propuesto por el FMI. El problema no es sólo que la única prioridad sea pagar la deuda externa, en lugar de cuestionar ese endeudamiento fraudulento, sino sobre quiénes recaen las consecuencias del ajuste para el equilibrio fiscal”.

“Lejos de tocar los intereses de los sectores más poderosos de la economía, se observa que el recorte que por ahora se ha anunciado en $128 mil millones (a través de la Decisión Administrativa 826/2022) recae sobre la educación ($50 mil millones), sobre la salud ($10 mil millones), la vivienda ($50 mil millones), la obra pública ($20 mil millones) y el Transporte ($7 mil millones). A este panorama hay que agregar, en Mar del Plata, el aumento del costo del boleto del transporte público de pasajeros que en septiembre trepó a $98,44. En un año, de $51,80 en Septiembre 2021, el boleto acumula 90% de inflación”, concluyó.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate