Los botones antipánicos son una herramienta fundamental para que las mujeres que sufren violencia de género puedan alertar a las fuerzas de seguridad cuando están sufriendo agresiones.

En Mar del Plata una decena de mujeres están a la espera de acceder a un botón de pánico para poder defenderse y ser asistida.

Cada botón cuenta cerca de mil pesos. Por lo tanto, la inversión que debería hacer el Estado municipal es de sólo 10 mil pesos.

"Que diez vecinas en riesgo de ser atacadas sigan sin el botón antipático demuestra el interés que tiene Arroyo por las cuestiones de género", aseguró el concejal de Unidad Ciudadana Balut Tarifa Arenas.

El dispositivo anti-pánico debe contar con conexión directa a los Centros de Monitoreo. También la autoridad de aplicación deberá establecer las acciones necesarias para garantizar la presencia inmediata de personal policial al lugar geo-referenciado conforme el alerta emitida por el dispositivo antipánico.

Comentá y expresate