En pleno confinamiento, el municipio, en conjunto con la Policía de la Provincia, desactivó 16 fiestas clandestinas en Mar del Plata, desarrolladas durante viernes, sábado y madrugada del domingo en distintos puntos de la ciudad.

La jornada de mayor actividad fue el viernes, cuando los agentes intervinieron en 13 domicilios. Además, la Subsecretaría de Inspección General tuvo un intenso trabajo durante la mañana y tarde del sábado, notificando de las regulaciones mencionadas a comercios situados en el micro y macro centro.

En este sentido, se realizaron controles en distintas zonas comerciales de la ciudad, verificando que los locales cumplan con las actividades permitidas y con el horario de cierre según lo establecido por DNU 333/21.

Al respecto, el subsecretario del área, Marcelo Cardoso, enmarcó que “en las primeras horas de la jornada notamos que muchos comerciantes no tenían conocimiento de cómo podían desarrollar sus actividades y esto se debe a que el DNU salió muy tarde la noche anterior” y agregó que gracias a las recorridas y la explicación “logramos un alto acatamiento”.

“Hemos definido la ciudad en 5 grandes zonas. Trabajamos en forma conjunta con diálogo con las cámaras y comerciantes. Por eso hemos logrado que la gente acate”, concluyó Cardoso.

Como consecuencia, se detectaron 13 kioscos y 4 almacenes que se extendieron en el horario de cierre, por lo que se los instó a finalizar con su actividad.

Comentá y expresate