El Senado convirtió en ley este miércoles la creación de la Cédula Escolar Nacional (CEN), un dispositivo informático que realizará un seguimiento del desempeño de los alumnos desde que ingresan al sistema educativo hasta que egresan, a fin de prevenir la deserción.

La iniciativa, del exvicepresidente Julio Cobos, había recibido cambios en la Cámara de Diputados, que fueron aceptados por el Senado. Las modificaciones eran relativas a la protección de datos personales de los menores de edad.

La flamante ley crea un sistema digital con mecanismos de alertas sobre las reiteradas ausencias de los alumnos, falta de inscripción en cada año, falta de inscripción para rendir materias adeudadas y todo otro indicador de riesgo de deserción escolar. Además, también detectaría la falta de controles de salud y de vacunación obligatorios.

“Es muy importante que se haya convertido en ley la Cédula Escolar Nacional. Este es un programa de abordaje integral de la población en edad escolar obligatoria, para analizarla, diagnosticar y detectar dificultades, abordarlas en forma interdisciplinaria y luego elaborar políticas que las resuelvan”, destacó Cobos.

En un comunicado, el senador de la UCR explicó que “el programa consiste en la implementación de un registro digitalizado de identificación único, individual e intransferible, de todos los estudiantes de los niveles inicial, primario, medio, polimodal o secundario según corresponda”.

Agregó que “es necesario que todas las jurisdicciones del país implementen el CEN en un mismo soporte informático, de forma tal que se podrá observar la trayectoria escolar, la evolución de la salud y las condiciones de vida del niño y de su entorno”.

“Esta ley brinda una herramienta fundamental para facilitar el cumplimiento efectivo de la obligatoriedad escolar, además de obtener un diagnóstico realista de la situación del sistema educativo de nuestro país que nos permita realizar diferentes estrategias para garantizar la escolaridad”, puntualizó Cobos.

El legislador mendocino señaló que “la Cédula Escolar permite contar con un sistema integral de educación y salud que se retroalimenta y genera posibilidades de desarrollo en las condiciones de los niños en edad escolar, de manera de poder identificar a quienes no hayan completado los controles sanitarios y/o el plan de vacunación obligatorio”.

“La calidad de la educación empieza porque los chicos estén en la escuela, para ello no solo necesitamos estadísticas, sino que la Cédula Escolar funcione como un registro preventivo y correctivo, algo que consideramos un avance para nuestro sistema educativo. Esto permitirá generar políticas al Estado Nacional que sean soportes para cada provincia, brindando medios y recursos necesarios, en pos a la igualdad de todos los niños, niñas y adolescentes de todo el país”, concluyó.

Fuente: Parlamentario

Comentá y expresate