Momentos de suma tensión se vivieron este miércoles a la madrugada en un bar de la zona de Güemes cuando un hombre de 57 años alcoholizado protagonizó un escándalo y le secuestraron su vehículo.

Tras un llamado al 911, efectivos de la Comisaría Novena arribaron al bar de Olavarría al 2900, donde un cliente había tomado de más y generó un incidente en el lugar.

Los policías identificaron al hombre, "pero no colaboraba y emanaba un fuerte aliento etílico", según dijeron fuentes policiales. "Quería retirarse del lugar en su vehículo Mercedes Benz", agregaron.

Los inspectores de Tránsito intervinieron en el hecho y le realizaron el test de alcoholemia al conductor de la camioneta, cuyo resultado dio positivo: tenía 2.0 de alcohol en sangre.

Los agentes labraron las actas correspondientes y le secuestraron el vehículo. .

Comentá y expresate