El intendente Carlos Fernando Arroyo supervisó este martes los últimos trabajos para la obra de asfalto que se realiza en el barrio Nuevo Golf. Son 750 metros lineales de nueva carpeta asfáltica en el recorrido del transporte públicoque ingresa a este barrio.

Esta obra, que finaliza dentro de 15 días aproximadamente, se complementa con la intervención que ya realizó el Municipio en Cerrito y Mario Bravo, principal acceso al barrio, con la construcción de asfalto, boca de tormentas para el desagüe y canteros para brindar mayor seguridad vial.

En este contexto, el intendente Arroyo precisó: “Esta es una de las mejores obras que hemos hecho. Es parte de las promesas de campaña: entrar a los barrios con asfalto y dejar de hacer en el centro. Esta obra es una continuidad de la que se hizo en Mario Bravo y Cerrito. Hace unos meses atrás era un barrizal de tierra negra, imposible de transitar. Ahí el Emvial hizo una obra de ingeniería para enterrar caños y sacar el agua; esa fue la primera parte de la obra. Ahora entramos en la segunda parte y es llegar al barrio haciendo el recorrido del colectivo”.

Asimismo, Arroyo señaló: “La perfección de esta obra habla de la calidad de los técnicos del Emvial y se ve, por ejemplo, en el grosor del asfalto con 15 centímetros de espesor por donde pasarán los colectivos. Esto significa que va a durar, que no está hecha para romperse y que no es para hacer política. Es una obra para que los vecinos tengan lo que necesitan tener y, también, quiere decir que los recursos que ellos confían en el Municipio vuelven como corresponden”.

Antes se hacía una calle para un compromiso político y salir de la queja del vecino pero no había cordón cuneta ni derivación de agua. Acá hicimos cordón cuneta de primera calidad en todo el recorrido y aparte se hizo un estudio con la caída del agua para que siga por gravedad hacia los desagües naturales”, agregó el jefe comunal.

Orgullo

Por su parte, el presidente del Ente de Vialidad y Alumbrado Público (EMVIAL), Pablo Simoni, informó que “esta es una obra que nos llena de orgullo y es íntegramente realizada con un proyecto del Emvial. Como bien dijo el Intendente, es la continuidad de una obra que había iniciado el Ente en la intersección de Mario Bravo y Cerrito donde pudimos dar el primer ingreso al barrio consolidado. Ahí adecuamos cuatro boca pluviales para contener el agua”.

En cuanto a los detalles de la obra, Simoni aclaró que “son tres capas de asfalto cada con cinco centímetros de espesor, dando un total de 15. Los badenes están preparados para –en una etapa posterior- hacer las calles transversales. Estamos dejando una obra para el futuro”. El titular del Ente estuvo acompañado por el vicepresidente del Emvial, Mariano Bowden.

arroyo asfalto 2.jpg

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate