La Municipalidad de General Pueyrredon, por medio de distintas áreas, realizó operativos de control durante la noche del viernes y las primeras horas del sábado. Se recibieron 15 denuncias por fiestas clandestinas de las cuales seis fueron eventos ilegales desactivados por personal de la Secretaría de Seguridad de la comuna junto a Inspección General.

De los lugares en donde se intervino, se destacó la presencia de más de 1500 jóvenes en una fiesta espontánea que se iba a desarrollar en en la playa pública de un balneario del sur, con consumo de alcohol y sin respetar las medidas de distanciamiento.

Durante dos horas, personal municipal y efectivos de la Comisaría decimotercera constataron que los asistentes apagaran los amplificadores y retiraran la bebida.

Desde la secretaría de Seguridad recordaron que “por ordenanza está prohibido el consumo de alcohol y la amplificación de sonido en las playas” y “en el marco de la pandemia no se puede bailar y es necesario mantener el distanciamiento”. “Esos fueron los motivos que llevaron a frenar este encuentro masivo en la playa”, aclararon.

Por otra parte, en Plaza España, se desarticuló un grupo de baile de 25 personas, donde se constató la falta de tapabocas y algunos asistentes compartían el mate.

También hubo operativos en fiestas ilegales en Urquiza al 3400, Patricio Peralta Ramos al 5500, en Rodolfo Walsh y Jevet y en Bernardo de Irigoyen al 3500.

Además, se continuaron con los controles en los paseos comerciales y corredores gastronómicos: Peatonal San Martín, Rivadavia, Belgrano, Güemes, Constitución, H. Yrigoyen y Alem, donde se recordó el distanciamiento y el cumplimiento de protocolos.

Se siguió el recorrido por las plazas de la ciudad más concurridas, como Plaza España, Parque San Martín y se realizó recorrido desde la avenida Libertad a Parque Camet.

También se verificó el cumplimiento de los permisos otorgados por la Secretaría de Cultura a los artistas que realizan su función en la vía pública.

Desde Seguridad explicaron que para el operativo de Nocturnidad se divide a la ciudad en cuatro zonas. Se controla el correcto funcionamiento de los comercios, el funcionamiento de salidas de emergencia, matafuegos con carga vigente, habilitación municipal, protocolo Provincial de funcionamiento gastronómico, difusión musical, permiso de espectáculo y cumplimiento de horarios de cierre.

Comentá y expresate