Falla mundial: el gobierno desactiva las redes WiFi por precaución
La medida se tomará debido a la falla mundial por el uso del sistema Krack

La vulnerabilidad de las conexiones a Internet se transformaron en un motivo de preocupación estatal. Luego de la alarma mundial que generó el uso de un sistema conocido como KRACK que puso en peligro a las redes de todo el planeta, el gobierno argentino tomó la decisión de apagar el WiFi de varias dependencias.

De acuerdo a lo que dijo el especialista en informática Julio López en Bella Tarde, las autoridades del área de Seguridad lanzaron una alerta especial para sugerir que se apaguen las redes de WiFi. "No se van a tener activas porque no está arreglada la falla mundial. La sugerencia es de desactivar el WiFi en el ámbito estatal hasta que se pueda solucionar", sostuvo.

La situación se desató luego de que un investigador belga reveló fallas de seguridad en los sistemas de los routers. Mathy Banhoef comprobó que cualquiera de las redes inalámbricas de este tipo puede ser hackeada. Ninguna contraseña serviría para evitar una filtración.

Técnicamente, se trata de una falla en el protocolo WPA2, que se logró acceder a través de la técnica KRACK -un acrónimo de Key Reinstallation AttaCK-. El error permitiría conocer las claves para "crackear" y acceder a los routers de todo el mundo, tanto a los hogares como en los lugares de trabajo. La amenaza es universal y masiva.