El presidente Alberto Fernández afirmó que "con esta elección termina una etapa muy dura" para la Argentina y "comienza una segunda" a la que llamó a afrontar con esperanza.

Lo dijo en un mensaje televisado grabado desde la residencia de Olivos y difundido después de conocidos los resultados electorales.

"Nos estamos poniendo de pie y se abre a partir de ahora una etapa nueva para nuestro país", afirmó. Y anunció que convocará a "los representantes de la voluntad popular para acordar una agenda lo más compartida" posible.

El mandatario destacó que "la economía está creciendo un 9 por ciento" este año y dijo que la ciudadanía necesita "más certidumbre cada día, cada mes".

Además, sostuvo que la deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI) significa el "escollo más grande que enfrentemos para continuar en la senda de la recuperación económica".

"Debemos enfrentar este desafío para reparar el enorme daño que el endeudamiento ha provocado y cuyas consecuencias pesarán por varias generaciones", agregó.

Fernández anunció el envío de un proyecto de ley para los primeros días de diciembre que "explicite el programa plurianual para el desarrollo sustentable, con los entendimientos con el staff del Fondo Monetario Internacional en las negociaciones" que lleva adelante Argentina con el organismo "sin renunciar a los principios de crecimiento económico".

"Es una decisión política y tiene el aval del Frente de Todos, la vicepresidenta, el Gabinete", dijo.

Comentá y expresate