Un trabajador de una granja de pollos de Sierra de los Padres debió ser internado en el Hospital Interzonal, luego de recibir un balazo este martes por parte de otro hombre que lo fue a buscar hasta su trabajo.

“Vine a ver a Carlos, ¿está acá?”, fue la pregunta de un hombre, que llegó en auto hasta la granja. Cuando el empleado se acercó, intercambiaron algunas palabras. Tras despedirse, el agresor se dio vuelta, le disparó por la espalda y huyó.

Mientras tanto, la víctima, de 29 años, se negó a dar información sobre el agresor y fue trasladada de urgencia al Interzonal, donde permanece internada en el área de cirugía, fuera de peligro. Si bien el joven estaba consciente y de pie al momento de llegar al hospital, la bala quedó alojada en la zona lumbar, por lo que debió ser intervenido.

Por su parte, mientras los investigadores intentan conocer las causas del ataque, la policía busca intensamente al agresor.

Comentá y expresate