La Municipalidad de General Pueyrredon, a través de la Secretaría de Seguridad a cargo de Darío Oroquieta, estuvo presente en distintos sectores de la ciudad desplegando operativos de seguridad y control a lo largo del fin de semana.

Al respecto, Oroquieta precisó que “en la zona del Casino estuvimos junto a la Agencia Nacional de Seguridad Vial con Tránsito y Policía, poniendo el foco en el consumo de alcohol y la concientización vial”, en un operativo supervisado por el propio intendente Guillermo Montenegro.

“También estuvimos en la zona del Paseo Galíndez se secuestraron motos con apoyo del GAD (Grupo de Apoyo Departamental), el GPM (Grupo de Prevención Motorizada) y la UTOI (Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas)”, indicó el funcionario municipal.

Por otro lado, en Batán, en un trabajo articulado también con la delegación local, se realizaron 46 controles que arrojaron como resultado 42 infracciones, el secuestro de 10 motos,cinco casos de alcoholemias positivas (el de mayor graduación fue de 2.10 g/l), se secuestró una pick up y un automóvil.

Asimismo, desde la Secretaría de Seguridad se informó que hubo presencia en balnearios como Playa Grande con el encauce y ordenamiento del tránsito, un lugar donde se registró mucha afluencia de personas, especialmente en el horario nocturno.

Esta misma función se repitió en otros sectores donde se registraron fiestas electrónicas como en Mute y La Caseta. “En todos los eventos masivos trabajamos junto a Inspección General con todas sus áreas controlando que todo esté dentro de las normativas vigentes”, explicó Oroquieta.

Comentá y expresate