Dos periodistas fueron asesinados este domingo y luego prendidos fuego en el barrio haitiano de Cité Soleil. El hecho sucedió mientras cubrían un enfrentamiento entre bandas criminales, en donde una joven de 17 años había fallecido victima de estas pandillas.

Frantzsen Charles, quien colaboraba con el FS News, y Tayson Lartigue, del medio Ti Jenn Jounalis, realizaban un reportaje junto con otros cinco trabajadores de la prensa. El portavoz de la Policía Nacional, Garry Desrosiers, dijo a la agencia EFE tener "conocimiento, a través de la prensa, de que cinco de los periodistas salieron con dificultad del lugar y, según ellos, los otros dos fueron disparados".

De acuerdo con información preliminar, las dos víctimas viajaron a Cité-Soleil para realizar una entrevista a los padres de la joven de 17 años asesinada por hombres armados. Sin embargo, fueron atacados cuando regresaban del distrito de Brooklyn, donde viven los padres de la adolescente.

image.png

"Estamos profundamente conmocionados por la noticia del asesinato de dos jóvenes periodistas: Tayson Latigue y Frantzsen Charles, ayer domingo, en Cité-Soleil, en el ejercicio de su profesión", ha lamentado el primer ministro de Haití, Ariel Henry, en un mensaje en Twitter.

"Condenamos enérgicamente este acto bárbaro y enviamos nuestros más sentidos pensamientos a las familias de las víctimas y sus colegas", ha añadido.

La semana pasada, el presidente de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), Jorge Canahuati, denunció: "es alarmante la situación de violencia que continuamos enfrentando este año adverso y devastador para el periodismo de las Américas". Canahuati recordó que en lo que va de 2022, han registrado 31 periodistas asesinados: 18 en México, tres en Haití, dos en Colombia, Ecuador y Honduras, y uno en Brasil, Chile, Guatemala y Paraguay.

La falta de seguridad es uno de los principales problemas de Haití. Además, la isla enfrenta desde hace años una profunda crisis política, que se agravó en julio de 2021 con el asesinato el presidente Jovenel Moïse. Un mes después del magnicidio, un terremoto hizo estragos en la isla caribeña, con un saldo de más de 2.000 haitianos muertos. Fue uno de los 10 sismos más letales de los últimos 25 años en América Latina. La crisis y la violencia, asimismo, ha llevado a que decenas de miles de personas quieran emigrar del país. Más de 900 personas han muerto por enfrentamientos entre pandillas en Haití en lo que va del año, señaló la Oficina ONU para los Derechos Humanos.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate