Personal policial detuvo a un joven de 27 años que estaba manejando a pesar de estar inhabilitado por haber sido culpable de un homicidio culposo agravado.

Se trata de Federico Nieva, que cuando fue interceptado por la policía intentó sobornar a los agentes.

La situación comenzó en Magallanes y Ruta 88 cuando un vecino denunció que dos personas en una moto estaban armadas y con actitud sospechosa.

Un patrullero se acercó al lugar y constató que los dos jóvenes no contaban con armas de fuego en su poder pero identificaron a Nieva.

El fiscal David Bruna dispuso la formación de una causa por cohecho activo y quebrantamiento de pena. Además, se secuestró la moto.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate