"Hay sectores violentos que atentan contra la paz social". El Ejecutivo Municipal manifestó este martes su repudio por las agresiones que recibió el Palacio Comunal por un grupo de manifestantes. Los hechos se registraron este mediodía sobre el ingreso de la calle La Riojay en ese sentido, el secretario de Gobierno, Alejandro Vicente, acompañado por el subsecretario de Seguridad Marcelo Lencina, brindaron detalles de lo sucedido.

"Un grupo violento de manifestantes intentó ingresar al municipio por la fuerza poniendo en riesgo la integridad física de quienes se encontraban en el establecimiento. El gobierno municipal no entablará diálogo alguno con personas que utilizan la violencia como herramienta de presión", dijeron desde el Ejecutivo.

"Esas personas, que dicen ser referentes de organizaciones sociales, llegaron a las inmediaciones del municipio con sus rostros tapados y con elementos contundentes en sus manos intimidando a empleados municipales, a particulares, como así también generando roturas en vidrios e ingresos. Lanzaron piedras y distintos elementos contra la policía, hiriendo a varios de ellos", agregaron.

"Muchas de estas personas que lejos están de representar el bien común y se encuentran motivados por objetivos poco claros, poseen varios hechos de violencia a lo largo de este tiempo, los cuales han sido denunciados en reiteradas oportunidades", afirmaron desde el municipio.

"Este gobierno municipal no permitió ni permitirá que la violencia y la intimidación sean utilizadas como herramientas de presión bajo ningún punto de vista y reitera que no se entablará diálogo alguno con sectores violentos que atentan constantemente contra la paz social y el bienestar de los ciudadanos", añadieron.

“Fue un ataque irracional e injustificado de personas que son bien conocidas por todos”, señaló Vicente. “No es la primera vez que lo realizan y fue el acto de mayor agresividad y violencia contra la comuna. Desde 2016 que venimos denunciando esto. Más allá de cualquier planteo, la violencia jamás se puede justificar”, agregó.

“Las agresiones de hoy (por el martes) con piedras de grandes dimensiones y rompiendo baldosas para tener proyectiles, no constituyó un acto de defensa de nada, sino un acto de agresión. Pedimos disculpas a los vecinos y a los comerciantes de la zona por estas circunstancias que no generamos desde el municipio”, explicó el funcionario.

En ese sentido, el secretario de Gobierno añadió: “Le pedimos al Ministerio Público Fiscal, a la Justicia y a los medios –que también tienen la responsabilidad de identificarlos, porque cuando uno se equivoca desde la función pública nos señalan con el dedo- porque tenemos que evitar que la sociedad conviva con estos agresores. Hoy vinieron con palos en la mano y con la cara tapada a protagonizar hechos de violencia en la Municipalidad. Y el resultado ha sido este terrible hecho vandálico que tuvimos que padecer”, aseguró.

“Hemos iniciado actuaciones judiciales para que se identifique y sancione a estas personas que han provocado no solo agresiones físicas, sino que también han dañado el patrimonio municipal”, concluyó Vicente.

Por su parte, Marcelo Lencina, subsecretario de Seguridad, dijo que “la policía trabajó netamente en una situación de prevención y en forma profesional. Aquí tuvimos gente encapuchada, con palos. Ahora sí se cometió un delito, que es daño. Y también tuvimos tres policías lesionados. Vamos a ir a la Justicia. Personalmente –y junto a otros funcionarios del Gabinete- nos vamos a encargar de dar con los responsables de todo esto.”

“No fueron reprimidos con balas de goma”, aseguró Lencina. “Lo que pasa es que estaban rompiendo uno de los accesos a la Municipalidad y entonces hubo que frenarlos. Rompieron vehículos y hubo policías lesionados. Siempre estuvo abierto el diálogo y el derecho a manifestarse lo tiene cualquier ciudadano, pero cuando llegamos al daño, a las amenazas y a las lesiones al personal policial, tenemos que actuar”, concluyó.

Comentá y expresate