Los inquilinos enfrentan un escenario complicado con la actualización anual de los contratos, que marca un ajuste anual de 61.49% en agosto. “La situación para quienes no tenemos la suerte de tener una casa propia es cada vez más compleja”, indicó Sebastián Oliver, de Inquilinos Mar del Plata.

“En la ciudad hace tiempo que venimos diciendo que, si no se resuelve con políticas públicas claras, en el marco de la nueva ley de alquileres, con la cual estamos de acuerdo y seguimos apoyando, es muy difícil”, dijo a Ahora Mar del Plata.

La situación se complejiza cada vez más, sin embargo, describió que “el aumento interanual que refleja el 61% no es muy diferente al aumento interanual entre 2020 y 2021, que llegó incluso a rozar el 70% en algunos casos”.

Además, sostuvo que cada vez hay menos oferta de alquileres. “Mar del Plata junto con Capital Federal, Córdoba y Rosario y otros grandes aglomerados urbanos, ostentan los precios más caros de los alquileres y en el valor del metro cuadrado, lo que hace cada vez más difícil el acceso a la vivienda en calidad de inquilinos”, advirtió Oliver.

Ley de Alquileres

El referente de Inquilinos Mar del Plata también habló del parate que hay en la discusión de la nueva Ley de Alquileres y su modificación, que se dilata. “Estimamos que no es necesario discutir, sino mejorar la vigente, comenzando por que el gobierno nacional defina la autoridad de aplicación y que se ponga de acuerdo con las provincias para que definan lo mismo, ya que deben administrar sus territorios”, describió.

“Estamos exigiendo que se cumpla la Ley de Alquileres vigente. En medio de la especulación, el sector inmobiliario desde el primer momento negó y boicoteó la ley. Por eso, las organizaciones de inquilinos de todo el país seguimos reclamando por el cumplimiento de los derechos constitucionales que tenemos”, remarcó.

Y aclaró que “no es solamente una cuestión de renta y ganancia”. “La vivienda es esencialmente un derecho para quienes alquilamos. Hace años para las familias trabajadoras argentinas era mucho más fácil acceder a una vivienda, alquilando o cumpliendo el sueño de la casa propia. Hoy para las nuevas generaciones eso es casi una imposibilidad y no nos podemos acostumbrar a que el acceso a la vivienda sea algo lejano”, lamentó.

Comentá y expresate