lunes 12 de febrero de 2024

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Información general

Se atrasó en el pago del alquiler, el dueño le pegó un culatazo y perdió un ojo

La víctima fue identificada como Federico Zárate y recibió casi 30 puntos de sutura.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Un joven de 27 años perdió un ojo tras recibir un culatazo de parte del dueño del departamento donde vivía después de atrasarse dos semanas en el pago del alquiler.

El hecho ocurrió en la ciudad cordobesa de La Falda y, por el ataque, la víctima, identificada como Federico Zárate, recibió casi 30 puntos de sutura y perdió su ojo derecho.

"Esa mañana tocaron la puerta muy fuerte, me levanté y veo a Enrique (el dueño del departamento donde alquilaba) junto a Luciana, su pareja. Ella me agarró del hombro y él me apuntó con una pistola en la cabeza, me amenazó y me pidió que me vaya porque me había atrasado dos semanas con el alquiler", relató.

En una entrevista con el canal El Doce, Zárate contó que el dueño ingresó a la vivienda con una copia de las llaves y comenzó a discutir por el pago del alquiler.

"Habíamos discutido porque me había atrasado un par de semanas con el pago. Pero jamás pensé que me iba a atacar así. Entró sacado al departamento, me quería matar. Me apuntó con el arma, me gritaba y me pegaba en el pecho buscando una reacción", explicó.

Ante esta situación, el joven decidió correr hasta el cuarto para agarrar su celular y grabar la situación: "Ahí me apuntó y luego me amenazó que si no me iba era capaz de matarme. Acto seguido me dio un culatazo en el ojo y me sacó el celular".

Tras la brutal agresión, los atacantes se fueron del lugar y la víctima fue trasladado hasta el Hospital Córdoba donde le realizaron una cirugía de urgencia.

"Tuve una operación de más de cuatro horas porque tenían que rearmar el ojo. Me dieron 26 puntos de sutura. Me operaron, pero desde un primer momento me dijeron que la vista de ese ojo la iba a perder. Y la perdí, ese ojo no sirve más", expresó con dolor.

En su testimonio, Zárate explicó que tenía contrato temporal de seis meses y que transitaba el cuarto mes de alquiler: "Me daba argumentos del pago y que escuchaba música fuerte, pero para mí tenía a alguien que podía pagarle más plata".

Después de recuperarse el joven denunció al dueño y tras un allanamiento en su domicilio hallaron armas de fuego pero la pareja se dio a la fuga.

Además, Zárate indicó que cuando quiso volver al departamento le cambiaron la llave y sus pertenencias quedaron dentro.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te puede interesar