El Ente Municipal de Servicios Urbanos (Emsur) realizó una jornada integral de prácticas de poda, plantaciones y disertaciones en torno al manejo forestal urbano en la denominada "Manzana Navarro", en el perímetro de las calles D. Funes, Olazábal, R. S. Peña y Primera Junta.

Las actividades buscaron combinar muestras de poda en altura, plantación de ejemplares y disertaciones en torno a la fauna y forestación urbana de nuestra ciudad.

A través de la Dirección de Arbolado y Paisajismo y Urbano, junto a las Sociedades de Fomento de estos barrios, se brindó información sobre poda de ejemplares en riesgo, confección de mobiliario y chipeado.También hubo disertaciones a cargo de especialistas con el fin de dar a conocer el trabajo realizado por el Ente así como fomentar buenas prácticas en el manejo del arbolado urbano.

Las actividades comenzaron con una jornada orientada al Riesgo Forestal, en la cual se realizó un trabajo conjunto entre podadores matriculados y agentes del Departamento Operativo de Podamunicipal que arrojó como resultado la poda de tres ciprés Arizónica y la extracción de uno de ellos por presentar riesgo de caída. “Se efectuó una poda selectiva con elevación de fuste y poda sanitaria bajo la modalidad de trepa en altura”, explicaron desde el EMSUR.

Luego se realizó la “valorización de los restos de poda desarrollando tablones para transformarlos en muebles de jardín para la propia biblioteca”, indicaron. Por su parte, como otra posibilidad de reducción y reuso, se procedió al chipeado de las ramas más finas para disminuir su volumen, el que sirvió para la demarcación y rellenado de canteros en el espacio universitario. Finalmente, la actividad cerró con una charla sobre riesgo forestal y compost.

En una segunda jornada, guardaparques del Departamento de Recursos Naturales y Guardaparques disertaron acerca de la “Fauna Silvestre Urbana”. Mientras que desde el Departamento de Espacios Verdes se brindó una reseña sobre la Historia de la Forestación en el Partido de General Pueyrredon. Luego de hacer un repaso por las plantaciones logradas en el año en curso, alcanzando una cifra aproximada de 3000 árboles, los presentes plantaron un ejemplar de aguaribay en la vereda donde se extrajo el ciprés mencionado, sobre la calle Roque S. Peña, en el ingreso al comedor universitario.

Esta muestra fue la tercera del año que los Barrios Reserva Forestal articulan con el Ente, siendo esta última edición de gran consideración por generar un efecto multiplicadoren relación a los cuidados ambientales. Asimismo, se destacó el trabajo de articulación y coordinación llevado a cabo por las sociedades de fomento y el EMSUR por el cual, a instancias de éstas, se crearon comisiones forestales orientadas al manejo de plantaciones urbanas tanto como acciones de educación forestal para sus vecinos.

Comentá y expresate