Aduana resolvió el primer caso de asistencia sanitaria en el transcurso de dos días. Este nuevo sector fue creado el mes pasado por la Aduana con el propósito de recibir, analizar, orientar y dar respuesta inmediata a los ciudadanos en materia de asistencia sanitaria y posee una casilla de mail especial: asistenciasanitariaaduana@afip.gob.ar para aquellas consultas vinculadas a todo tipo de insumos y/o productos médicos.

Rosana Ludovico, subdirectora de Operaciones Aduaneras Metropolitanas, dialogó con AHORA Litoral y dijo que era "una necesidad" la creación de esta área con el objetivo de "tramitar correctamente la importación de insumos médicos".

El Director General de Aduanas, Guillermo Michel, destacó la gestión y dijo que están muy conformes con la resolución.

Esta primera presentación fue realizada por el Sr. José Leonardo Mariño quien padece de “cuadriplejia de carácter permanente”, siendo su única manera de movilizarse por medio de una silla de ruedas motorizada.

Este tipo de sillas requiere de un mantenimiento riguroso y las baterías de la misma son altamente esenciales, las cuales actualmente ya no tienen capacidad de carga, lo que genera una falta de potencia para poder movilizarlo.

Por ese motivo, el Sr. Mariño adquirió en Japón las baterías de recambio, de marca “Yamaha”. Dada las características del envío, en cuanto a su peso, certificaciones, trámites de exenciones tributarias y características propias del producto, se le dificultó la posibilidad de liberar la mercadería.

Embed

Recibido el caso por parte del nuevo sector mesa de asistencia sanitaria aduanera, la Aduana estableció contacto telefónico con el Sr. Mariño para informarle que se procedería a asistirlo de manera personal y poder así agilizar todos sus trámites para liberar las baterías que tanto necesitaba.

Una vez recibido todos los datos necesarios y habiendo establecido contacto con el personal aduanero en el Correo Argentino, la Aduana inició las acciones administrativas para informar que todos los trámites necesarios para cumplimentar con las formalidades de este caso concreto, serían iniciados por la propia Aduana atento la condición de Sr. Mariño y la mercadería de la que se trataba; ya que, de no cumplimentarse con lo requerido antes del 12 de agosto, el envío corría riesgo de ser devuelto a origen.

Luego de cumplir con lo requerido, se contactó al interesado para que se presentase en el Correo a retirar el envío y poder así colocar la batería en la silla de ruedas motorizada que tanto necesita para su vida cotidiana.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate