José Luis de Francisco tuvo coronavirus y estuvo 17 días internado en el Hospital Houssay. Ya con el alta médica, escribió una carta para contar su experiencia como paciente en el sanatorio de la calle Juan B. Justo 1174.

“Ingresé a la internación con un severo cuadro de neumonía bilateral. Al cuarto día recibí el resultado positivo al hisopado para Covid y un día después, se me aplicó plasma de convaleciente. El tratamiento incluyó antibióticos, cortisona y suministro permanente de oxígeno, sin llegar al entubamiento”, comenzó en su relato, que compartió un amigo a través de Facebook.

En la nota también destacó la labor del personal de salud del hospital: “Quiero hacer público, porque ha sido muy cuestionado en su momento por la opinión pública, el desempeño que experimenté en primera persona de parte de todo el personal de salud que me sacó adelante en este hospital”.

En julio, el Houssay fue uno de los centros de salud en los que surgió uno de los primeros brotes de coronavirus en la ciudad. Se contagiaron pacientes, personal del lugar y contactos estrechos, lo que generó críticas y cuestionamientos. Ante esta situación, hubo un cambio en la dirección del hospital que depende del Pami.

“Los médicos y médicas, kinesiólogos y kinesiólogas, enfermeros y enfermeras y auxiliares en general tuvieron un compromiso e idoneidad profesional que deseo resaltar. Los protocolos de seguridad sanitaria son de la más rigurosa exigencia”, agregó.

De Francisco además hizo un pedido a los marplatenses: “Valoremos debidamente a estos grandes luchadores de los derechos humanos en pandemia. El aplauso, ahora interrumpido, de las 21 debiera retomarse porque sería el más justo homenaje a todos ellos”.

Y cerró: “Ya estoy en casa, rodeado de cosas simples que valoro inmensamente”.

Comentá y expresate