A través de una acordada, la Corte Suprema le solicitó al Poder Ejecutivo que le autorice el giro de $ 1.600 millones para aplicar un aumento de 20% a los judiciales. Con este refuerzo, los salarios de esos trabajadores se incrementarán 40% en el año.

El pedido de la Corte es un formalismo para que el jefe de Gabinete, Marcos Peña, realice la modificación de las partidas presupuestarias, publicó Ámbito.

Los jueces del máximo tribunal resolvieron que la suba se dará en dos tramos: 10% a partir del 1 de octubre y otro 10% desde el 1 de diciembre. Este nuevo incremento se suma a otros dos de 10% que ya se pagaron en 2018.

Comentá y expresate